lunes, 30 de septiembre de 2013

poemadelunes: serás la misma niña eterna que yo sigo siendo para tu abuelo...



Este poema lo hice hace algún tiempo, cuando mi hija mayor aún no era adolescente. 
Ahora, que lo es, 
me gusta saber que hay historias maravillosas que se repiten. 
Por siempre jamás...

(Siempre quise que mis hijas tuvieran una adolescencia menos feroz que la mía. Vivir en carne viva constantemente, es agotador, hay que entrenar cada día y aún así, a veces, te desangras en cualquier esquina.
Pero es cierto que yo no lo cambiaría por nada...
ea. )







A Rocío, mi ahijada,
porque ella me adelantó la adolescencia futura de sus primas
(y porque la adoro).

Ha bajado lánguidamente
las escaleras
del patio.
Trae  sus ojos
rizados
entre las manos.
Abiertos
como una granada
recién cogida,
como una boca fresca
recién
mordida.

Y se sienta,
sobre mi falda
abierta
de respuestas
y de flores.
Madre
costurera
de retales
que quiere coser
su vida.

Por su pelo
le cuelgan
todos los sueños
recién paridos.
Aún se enredan
sus coletas
de colegio
entre mis dedos.

Y espero;
las preguntas,
y las lágrimas…

Su adolescencia
se retuerce
(como un animal)
entre sus pechos
nacientes.
Dentro,
como una niñaloba,
atesora
todas las palabras
recién oídas,
los primeros besos
con lengua
que anuncian
el paroxismo
de sus hormonas…

Lloverán
lágrimas
en sus venas.
Seguro.
casi oigo,
desde aquí,
      el ruido
                             de la tormenta.











yolandacostureradehijas

domingo, 29 de septiembre de 2013

mapa "bocal"


Muy cerca;
aproximadamente
a dos besos.
Mi vida,
Albacete
está en tu boca.
.
.
(eso respondió él cuando ella le preguntó si esa ciudad estaba muy lejos de la suya para que fuera a verla).






yolandageógrafa

miércoles, 25 de septiembre de 2013

lo que se ama, se aprende.


Como éramos tantos hermanos,
siempre había pantalones rotos,
o ropa heredada que arreglar.
A mi casa venía una señora que cosía y
a cuyo lado me sentaba durante horas.
Lola;
se llamaba Lola.

Me encantaba coser y a los 14 ya iba a un taller en verano
(pero verano de esos de mi tierra,
de 40 grados a las cinco de la tarde y sin aire acondicionado,
por supuesto).
Recuerdo un modelito que me hice,
de pantalón largo y un top cortito,
para una comunión
(tenía que ser de tela gruesa para que ajustara).
Recuerdo a mi dulce madre,
dándole explicaciones a las de mis amigas ,
que me miraban sabiendo que yo desentonaba
(ejem..., gracias, mami, por dejarme llevar lo que me pedía ese cuerpecito).

Años más tarde,
me fui a Madrid a estudiar estilismo,
con especialidad en diseño de moda y joyería.
Gané algún premio
(ese ego frito jeje)
y nunca dejé de diseñarme cosas para mí y para mis hijas.

Cada vez que sucede algo en mi vida
que marca un cambio importante,
lo hago.
Esta semana lo es y me he diseñado esta falda,
para estrenarla el día elegido.
Y quiero compartirla...
.
¿qué sería de la poesía sin un lugar donde escribirla...?


























yolandacosturera

martes, 24 de septiembre de 2013

el espacio siempre es relativo



Entramos en un
sótano pequeño y
dentro,
me besaste
 (no sé como puede caber
tanto en tan poco…).






ea...

lunes, 23 de septiembre de 2013

poemadelunes: aprender de nuevo a abrazar...

Como se acerca la presentación de "Diario de un desembarco" en Madrid,
quiero dejar este poema que me gusta leer porque,
mientras lo voy haciendo,
lo siento en carne viva.







Aprender de nuevo a abrazar.
hinchar las arterias,
la piel,
el no me importa,
total,
si al final se irá.

Ahorcar el vientre
que se ofrece
caliente,
desenfrenado,
impúdico.
Olvidar el último
abrazo de
otro,
su olor a
sudor e incienso.
Las quemaduras
de su mirra
desparramada
por mi vello
–el del pubis, el
de las axilas,
el de su pecho.  
El vello, al fin… ­–.

Aprender de nuevo a abrazar.
Cada vez.
No infectar de
nostalgia ni recuerdos
esta carne minada
de ausencias.
Este bebedero de
animales enfermos
que siempre
terminan huyendo.
Que hunden mis
te quiero
esclavizándome  
sin pudor
–pero marchándose–.

Aprender de nuevo a abrazar.
Amputar el último
beso.
Gatear de nuevo
por amor.
Bienaventurado tú
que has sido
elegido para
que yo,
esta perra
famélica,
aprenda de nuevo
a abrazar.





yolandadelunes


domingo, 22 de septiembre de 2013

ayer gané la batalla...


Ayer,
en mi piel,
amenazaba un día
de tormenta
de final de verano
que pudo convertirse
en preludio
de invierno
(incluso sentí
algunas ramas heladas
en mi sangre).

Pero no;
conseguí el calor
para mis venas y
para mis sueños.
Y lo hice sola,
por todos los demonios...

Ayer gané una batalla.
Aunque hoy la pierda,
lo que me importa
es que ayer vencí.

Gracias a los padres que me parieron,
que me educaron
vikinga
y no princesa.







yolandaquelucha

jueves, 19 de septiembre de 2013

A veces,
me enamoro 
de ti
tanto, 
como otras
te enterraría 
(en un sitio 
que recuerde, 
claro,
por si cambio
de opinión). 







yolandacontradicción

miércoles, 18 de septiembre de 2013

Día del beso ...

Hoy estoy agotada;
el día del beso 
me vendrá de lujo...

Hace casi 5 años 
decidí que los martes serían 
"El día del beso".
Era la licencia que me concedía 
para besar a mis hijas durante 
todo el día sin que me pusieran pegas,
ahora beso a todo el que viene jeje

Esta adicción celebrativa
ya la había descubierto antes,
de niña,
cuando veía que mi padre se inventaba
días para celebrar cosas hermosas.
Días sin calendario,
como les llamo ahora.

Así que se ha convertido en un vicio:
día del beso,
cumpleaños del perro (cualquier día porque no sabemos cuando nació),
el santo de Peter pan,
o el día de algún miembro de palacio,
para que todos lo mimemos
(qué necesario que te mimen...).

Hoy,
que estoy agotada,
el día del beso
será mi dopamina.
.
.
.
.
Buenos días!!!
Os beso 

lunes, 16 de septiembre de 2013

poemadelunes: mi heroína


No fueron las ciudades,
ni tu lencería de Francia;
mi heroína más letal fue tu sonrisa

.

Te echaré
tanto de menos
que me convertiré
en una erosión
infectada,
en un olmo
embalsamado
o en una enfermedad
imparable;
virus letal.

El día que te vayas
de mi cuello y
de mis madrugadas,
de mi bendito
teclado y
de mi teléfono
(con esa,
tu voz,
que me enloquece),
te echaré tanto
de menos
que sembrarás
lo más infame
de mí.
Mendigaré,
como un hambriento,
tus braguitas
blancas y
tus botas
de golfa
de Madrid.

Anda,
mi hembra,
desayúname
de nuevo y
dime
bajito,
mientras hacemos
la cama,
que nunca
te irás
de aquí.






yolandademadrid 

sábado, 14 de septiembre de 2013

¿qué me inspira..? proyecto Ocouso, naturalmente.


¿Qué me inspira...?
Proyecto Ocouso,
creado
(parido, diseñado, deseado, planificado, idealizado, hecho realidad...)
por Laura Fernández y Javier León.

No voy a poder resumiros todo su ideal
pero sé que muchos de los que lo leáis
vais a querer estar dentro.

Por mi parte, me siento privilegiada de poder apoyar a gente que embellece nuestro mundo y nos hace grandes de esta forma...
Más sencillo no puede ser.
Pocos euros para un mundo nuevo...
Voy a reservar ahora mismo mi lugar en ese cielo.
Gracias, Javier, Laura, porque la utopía es una bella realidad.
Os dejo el enlace y estas palabras suyas de lo recibiremos a cambio de su apoyo.
.
.
.


¿Qué ofrecemos a cambio de tu apoyo?

b) El hacer de este lugar vuestro hogar siempre que necesitéis un tiempo de descanso o meditación, de pausa o refugio sin pediros nada a cambio, excepto vuestra compañía.

c) El apoyar vuestros proyectos e inquietudes en todo lo que podamos.
.

.
.
.
Buenos días!!!!
ese sábado que nos acerca más y más a algo hermoso.
Que lo disfrutéis y que os acordéis de mi si os pasa algo hermoso jeje



pulsa aquí: 

viernes, 13 de septiembre de 2013

encontrar las excusas para beberte...


Tenemos la excusa
perfecta,
el pacto adecuado o
la promesa
más valiosa;
es decir,
que quiero verte…

Tú,
con tu piel
oscura y
yo,
con la mía
tan blanca,
tenemos un pacto
entre caballeros:

Me regalas
ese collar
que tanto me gusta
y que siempre
te abraza,
en el mismo
instante
en el que
lo hago yo y,
como oferta
especial
de esta casa y
de esta boca,
te entrego
un trozo de
mi vida
(incluyo amanecer
en una mesa de madera
bebiéndome
tu vino).

Como siempre,
saldré
ganando.
Siempre
me gustaron
los collares
(y los cuellos)
hechos a medida.





yolandamotivos

miércoles, 11 de septiembre de 2013

feliz año nuevo


Para esta bruja,
el año comienza hoy,
que vuelvo del mar que me parió.

Durante muchos días
de montaña y de tierra mojada,
he amasado varios proyectos
que deseo compartir con vosotros
al instante
(sin vosotros,
nada sería igual
porque viajar a través del bosque
con tan valiosa compañía,
es sentir el titán
en las venas).

Vuelvo con una ilusión arrolladora y con la cabeza y el corazón
preñados de ladrillos emocionales para construir.
Hoy es un miércoles grande en mi vida,
porque siempre
me gustó
volver.

Buenos días, amigos!!!
feliz año nuevo.




yolandaquecelebra

lunes, 9 de septiembre de 2013

lunes de poesía: la llamaban desván

De pronto alguien te cuenta una historia
y tú,
que las robas,
te la crees y la vives
como si hubiera sido tu infancia.







La llamaban desván
los chicos de la escuela.

Tenía unos ojos
infinitos
con un gran salón
negro en el centro.
Amueblaba
su mirada
una lámpara
encendida
de nostalgias
y  pestañas.
En el lóbulo,
tierno,
le prendían
(como llamas)
unos aretes de oro.

La llamaban desván
incluso
cuando la dejé
preñada.

Paseaba por el recreo
aquel vientre
hinchado de caricias,
con esa vida fresca
que le brotaba
(como chocolate
caliente)
entre las caderas.

La llamaban desván
los chicos de la escuela,
porque todos los hombres
querían
subirse
a ella.





yolandaquecasirecuerda